Estatutos

Apro­ba­dos por la Asam­blea Gene­ral de la Aso­cia­ción Nacio­nal de Estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas el 29 de julio de 2017.

Capítulo I. Disposiciones preliminares

Artículo 1. Denominación y naturaleza.

  1. Con la deno­mi­na­ción de “Aso­cia­ción Nacio­nal de Estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas” se cons­ti­tu­ye una aso­cia­ción con carác­ter uni­ver­si­ta­rio, nacio­nal, lai­co, sin áni­mo de lucro y sin vin­cu­la­ción a nin­gún par­ti­do polí­ti­co u orga­ni­za­ción sin­di­cal, al ampa­ro del artícu­lo 22 de la Cons­ti­tu­ción Espa­ño­la, la Ley Orgá­ni­ca 1/2002, de 22 de mar­zo, y nor­mas com­ple­men­ta­rias.
  2. Asi­mis­mo, se esta­ble­cen las siglas “ANEM” como iden­ti­fi­ca­ti­vas de esta Aso­cia­ción.
  3. La Aso­cia­ción se regi­rá por los pre­sen­tes Esta­tu­tos y por su Regla­men­to de Régi­men Interno, el cual con­ten­drá la reco­pi­la­ción de todas las nor­ma­ti­vas apro­ba­das por la ANEM.

Artículo 2. Personalidad jurídica.

La ANEM tie­ne per­so­na­li­dad jurí­di­ca pro­pia y capa­ci­dad ple­na de obrar para admi­nis­trar y dis­po­ner de sus bie­nes y cum­plir con los fines que se pro­po­ne, siem­pre care­cien­do de áni­mo de lucro.

Artículo 3. Domicilio y ámbito.

  1. El domi­ci­lio social de la ANEM que­da esta­ble­ci­do en la Facul­tad de Mate­má­ti­cas de la Uni­ver­si­dad Com­plu­ten­se de Madrid, Pla­za de las Cien­cias 3, des­pa­cho 525, 28040 Madrid.
  2. El ámbi­to terri­to­rial en el que va a rea­li­zar prin­ci­pal­men­te sus acti­vi­da­des es todo el terri­to­rio del Esta­do espa­ñol.

Artículo 4. Fines.

  1. La exis­ten­cia de esta Aso­cia­ción tie­ne como fines:
    1. Repre­sen­tar legí­ti­ma y exclu­si­va­men­te a los estu­dian­tes uni­ver­si­ta­rios de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca, cons­ti­tu­yén­do­se como inter­lo­cu­tor ante las ins­ti­tu­cio­nes nacio­na­les e inter­na­cio­na­les.
    2. Defen­der los dere­chos e intere­ses de los estu­dian­tes uni­ver­si­ta­rios de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca en todo el Esta­do.
    3. Ser inter­lo­cu­tor váli­do entre sus socios, enti­da­des que osten­ten la repre­sen­ta­ción de los estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca, y aque­llas ins­ti­tu­cio­nes públi­cas de las que depen­den los estu­dios de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca, así como con las orga­ni­za­cio­nes repre­sen­ta­ti­vas del sec­tor de las mate­má­ti­cas, la esta­dís­ti­ca y la cien­cia tan­to nacio­na­les como inter­na­cio­na­les.
    4. Ser­vir como foro de dis­cu­sión entre todos los colec­ti­vos uni­ver­si­ta­rios de mate­má­ti­cas y esta­dís­ti­ca para fomen­tar la coor­di­na­ción de todos los repre­sen­tan­tes de estu­dian­tes uni­ver­si­ta­rios de estos cam­pos, así como pro­mo­ver el inter­cam­bio de expe­rien­cias e ideas entre los mis­mos.
    5. Reco­pi­lar, agru­par, ana­li­zar y divul­gar el máxi­mo de infor­ma­ción posi­ble que afec­te al colec­ti­vo estu­dian­til de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca.
    6. Estu­diar y ana­li­zar todos y cada uno de los pun­tos que afec­tan a los estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca, adop­tan­do, den­tro de su ámbi­to de com­pe­ten­cias, las medi­das opor­tu­nas.
    7. Fomen­tar la rea­li­za­ción de prác­ti­cas en empre­sas por los estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca, así como su for­ma­ción extra­cu­rri­cu­lar.
    8. Ofre­cer un ser­vi­cio de infor­ma­ción y asis­ten­cia al estu­dian­te de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca.
    9. Fomen­tar que los estu­dian­tes man­ten­gan una acti­tud crí­ti­ca y par­ti­ci­pa­ti­va en los dife­ren­tes aspec­tos de la vida aca­dé­mi­ca y en la labor inves­ti­ga­do­ra de la uni­ver­si­dad.
    10. Des­per­tar el inte­rés del sec­tor empre­sa­rial públi­co y pri­va­do por la capa­ci­dad de los cen­tros don­de se impar­tan los estu­dios de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca.
    11. Exi­gir y pro­mo­ver acti­va­men­te la mejo­ra de la cali­dad docen­te.
    12. Con­tri­buir y pro­mo­ver un mayor reco­no­ci­mien­to del titu­la­do en Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca, en todos los ámbi­tos.
    13. Pro­mo­ver y defen­der la edu­ca­ción públi­ca y de cali­dad en los foros en los que el colec­ti­vo estu­dian­til de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca pue­da hacer valer su voz.
    14. Velar por el cum­pli­mien­to de la legis­la­ción vigen­te y pro­mo­ver la ade­cua­ción de esta a las nece­si­da­des del colec­ti­vo estu­dian­til de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca.
    15. Todas las demás fun­cio­nes que, auto­ri­za­das legal­men­te, sean bene­fi­cio­sas para los intere­ses pro­fe­sio­na­les del colec­ti­vo estu­dian­til de Mate­má­ti­cas y Esta­dís­ti­ca y se enca­mi­nen al cum­pli­mien­to de los fines de estos Esta­tu­tos.
  2. Para el cum­pli­mien­to de estos fines la Aso­cia­ción podrá orga­ni­zar reunio­nes, con­fe­ren­cias, acti­vi­da­des cul­tu­ra­les o cual­quier otro even­to que con­si­de­re nece­sa­rio.

Capítulo II. Socios y miembros

Sección 1ª. Disposiciones generales

Artículo 5. Composición de la Asociación.

La Aso­cia­ción esta­rá com­pues­ta por:

  1. Los socios de la Aso­cia­ción.
  2. Los miem­bros de la Aso­cia­ción.

Artículo 6. Socios.

  1. Se con­si­de­ra­rá socio al con­jun­to de todas las dele­ga­cio­nes, con­se­jos o máxi­mos órga­nos de repre­sen­ta­ción estu­dian­til de un cen­tro don­de se impar­tan estu­dios uni­ver­si­ta­rios de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca de una uni­ver­si­dad del Esta­do espa­ñol una vez haya segui­do los pro­ce­di­mien­tos esta­ble­ci­dos en el Regla­men­to de Régi­men Interno.
  2. Ante la inexis­ten­cia de una estruc­tu­ra estu­dian­til de estas carac­te­rís­ti­cas en algu­na uni­ver­si­dad, se reco­no­ce la posi­bi­li­dad de ins­cri­bir­se como Socia a una enti­dad que pue­da pro­bar que repre­sen­ta a los estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca de la uni­ver­si­dad a la que per­te­ne­ce.
  3. En cada Asam­blea Gene­ral los socios acre­di­ta­rán como repre­sen­tan­tes en la Aso­cia­ción a estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca, excep­to en casos excep­cio­na­les en los cua­les se per­mi­ti­rá la acre­di­ta­ción de otros estu­dian­tes que no cur­sen dichos estu­dios. Estos serán los repre­sen­tan­tes de dicho socio des­de el momen­to de su acre­di­ta­ción has­ta el momen­to en el que se reali­ce una nue­va Asam­blea Gene­ral.

Artículo 7. Miembros.

Den­tro de la Aso­cia­ción exis­ti­rán las siguien­tes cla­ses de miem­bros:

  1. Miem­bros aso­cia­dos: Aque­llas per­so­nas con capa­ci­dad de obrar, que ten­gan inte­rés en el desa­rro­llo de los fines de la Aso­cia­ción.
  2. Miem­bros de honor: Quie­nes, por su pres­ti­gio o por haber con­tri­bui­do de modo rele­van­te a la dig­ni­fi­ca­ción y desa­rro­llo de la Aso­cia­ción, se hagan acree­do­res de tal dis­tin­ción. El nom­bra­mien­to corres­pon­de­rá, úni­ca y exclu­si­va­men­te, a la Asam­blea Gene­ral.

Artículo 8. Pérdida de la condición de socio.

  1. La con­di­ción de socio se per­de­rá por algu­na de las siguien­tes razo­nes:
    1. Por la libre volun­tad del socio.
    2. Por incum­pli­mien­to de los pre­sen­tes Esta­tu­tos, cual­quie­ra de las nor­ma­ti­vas inter­nas o de los acuer­dos váli­da­men­te adop­ta­dos por los Órga­nos de Gobierno.
    3. Por no pagar las cuo­tas acor­da­das en tiem­po y for­ma.
    4. Por per­ju­di­car con sus actos gra­ve­men­te la ima­gen y/o los intere­ses de la Aso­cia­ción.
    5. Por la no acre­di­ta­ción de repre­sen­tan­tes duran­te dos Asam­bleas Gene­ra­les Ordi­na­rias con­se­cu­ti­vas.
  2. En los supues­tos (b) y (d) será requi­si­to indis­pen­sa­ble el acuer­do de la Asam­blea Gene­ral adop­ta­do por dos ter­cios del núme­ro de votos váli­da­men­te emi­ti­dos, moti­ván­do­se sufi­cien­te­men­te y pre­via ins­truc­ción, por la Jun­ta Direc­ti­va, del corres­pon­dien­te expe­dien­te san­cio­na­dor en el que se dará audien­cia al intere­sa­do.
  3. La pér­di­da de la con­di­ción de socio no exi­me de satis­fa­cer las obli­ga­cio­nes pen­dien­tes con la Aso­cia­ción.

Artículo 9. Pérdida de la condición de miembro.

  1. La con­di­ción de miem­bro se per­de­rá por algu­na de las siguien­tes cau­sas:
    1. Por la libre volun­tad del miem­bro.
    2. Por incum­pli­mien­to de los pre­sen­tes Esta­tu­tos, cual­quie­ra de las nor­ma­ti­vas inter­nas o de los acuer­dos váli­da­men­te adop­ta­dos por los Órga­nos de Gobierno de la Aso­cia­ción.
    3. Por no pagar las cuo­tas acor­da­das en tiem­po, cuan­tía y for­ma.
    4. Por per­ju­di­car con sus actos gra­ve­men­te la ima­gen y/o los intere­ses de la Aso­cia­ción.
    5. Por inca­pa­ci­dad, inha­bi­li­ta­ción o incom­pa­ti­bi­li­dad, de acuer­do con lo esta­ble­ci­do en el orde­na­mien­to jurí­di­co.
    6. Por muer­te o decla­ra­ción de falle­ci­mien­to, sal­vo si osten­ta la con­di­ción de miem­bro de honor.
  2. En los supues­tos (b) y (d) será requi­si­to indis­pen­sa­ble el acuer­do de la Asam­blea Gene­ral adop­ta­do por dos ter­cios del núme­ro de votos váli­da­men­te emi­ti­dos, moti­ván­do­se sufi­cien­te­men­te y pre­via ins­truc­ción, por la Jun­ta Direc­ti­va, del corres­pon­dien­te expe­dien­te san­cio­na­dor en el que se dará audien­cia al intere­sa­do.
  3. La pér­di­da de la con­di­ción de miem­bro no exi­me de satis­fa­cer las obli­ga­cio­nes pen­dien­tes con la Aso­cia­ción.

Sección 2ª. Derechos y deberes

Artículo 10. Deberes de los socios.

Son debe­res y obli­ga­cio­nes de los socio, a tra­vés de sus repre­sen­tan­tes:

  1. Com­par­tir las fina­li­da­des de la Aso­cia­ción y cola­bo­rar acti­va­men­te para la con­se­cu­ción de las mis­mas.
  2. Aca­tar y cum­plir los acuer­dos váli­da­men­te adop­ta­dos por la Jun­ta Direc­ti­va y la Asam­blea Gene­ral.
  3. Pagar las cuo­tas, derra­mas y otras apor­ta­cio­nes acor­da­das que pue­dan corres­pon­der a cada socio.
  4. Asis­tir y par­ti­ci­par acti­va­men­te en las reunio­nes de la Asam­blea Gene­ral, así como en las de los demás órga­nos de los que for­men par­te.
  5. Cum­plir el res­to de obli­ga­cio­nes que resul­ten de las dis­po­si­cio­nes esta­tu­ta­rias y de la nor­ma­ti­va inter­na, así como acep­tar y cum­plir los Esta­tu­tos y la nor­ma­ti­va inter­na.
  6. Infor­mar acti­va­men­te a los estu­dian­tes de su cen­tro sobre todos los temas que se tra­ten tan­to en la Asam­blea Gene­ral como en los perío­dos inter­asam­blea­rios.
  7. Par­ti­ci­par acti­va­men­te en el tra­ba­jo de la Aso­cia­ción duran­te los perío­dos inter­asam­blea­rios.
  8. Pro­mo­ver la afi­lia­ción de nue­vos socios y miem­bros.

Artículo 11. Derechos de los socios.

Son dere­chos de todos los socios, a tra­vés de sus repre­sen­tan­tes:

  1. Asis­tir a las reunio­nes de la Asam­blea Gene­ral con dere­cho a voz y a tres votos por socio, los cua­les no serán dele­ga­bles.
  2. Ele­gir y/o ser ele­gi­dos para pues­tos de repre­sen­ta­ción o ejer­ci­cio de car­gos de la Jun­ta Direc­ti­va.
  3. Inter­ve­nir en el gobierno y en las ges­tio­nes, así como en los ser­vi­cios y las acti­vi­da­des de la ANEM, de acuer­do con las nor­mas lega­les y esta­tu­ta­rias.
  4. Expo­ner ante la Asam­blea Gene­ral y la Jun­ta Direc­ti­va todo aque­llo que con­si­de­ren que pue­da con­tri­buir a hacer más efi­caz la rea­li­za­ción de los obje­ti­vos de la ANEM.
  5. Ser infor­ma­dos acer­ca de la com­po­si­ción de los órga­nos de gobierno y repre­sen­ta­ción de la Aso­cia­ción, de su esta­do de cuen­tas y del desa­rro­llo de su acti­vi­dad.
  6. For­mar par­te acti­va de los gru­pos de tra­ba­jo de la Aso­cia­ción.
  7. Ser con­vo­ca­dos a las reunio­nes de los dife­ren­tes órga­nos de la ANEM en tiem­po y for­ma.
  8. Ser oídos con carác­ter pre­vio a la adop­ción de medi­das dis­ci­pli­na­rias en su con­tra y a ser infor­ma­dos de los hechos que den lugar a tales medi­das, debien­do ser moti­va­do el acuer­do que, en su caso, impon­ga la san­ción.
  9. Acce­der a la docu­men­ta­ción de la Aso­cia­ción.
  10. Impug­nar los acuer­dos de los órga­nos de la Aso­cia­ción que esti­men con­tra­rios a la legis­la­ción vigen­te o a los Esta­tu­tos.

Artículo 12. Deberes de los miembros.

Son debe­res de todos los miem­bros de la ANEM:

  1. Com­par­tir las fina­li­da­des de la Aso­cia­ción y cola­bo­rar para la con­se­cu­ción de las mis­mas.
  2. Aca­tar y cum­plir los acuer­dos váli­da­men­te adop­ta­dos por la Jun­ta Direc­ti­va y la Asam­blea Gene­ral.
  3. Pagar las cuo­tas, derra­mas y otras apor­ta­cio­nes acor­da­das que pue­dan corres­pon­der a cada miem­bro Aso­cia­do.
  4. Cum­plir el res­to de obli­ga­cio­nes que resul­ten de las dis­po­si­cio­nes esta­tu­ta­rias y de la nor­ma­ti­va inter­na, así como acep­tar y cum­plir los Esta­tu­tos y la nor­ma­ti­va inter­na.
  5. Pro­mo­ver la afi­lia­ción de nue­vos miem­bros.

Artículo 13. Derechos de los miembros.

Son dere­chos de los miem­bros de la ANEM:

  1. Asis­tir a las reunio­nes de la Asam­blea Gene­ral con voz pero sin voto.
  2. Expo­ner ante la Asam­blea Gene­ral y la Jun­ta Direc­ti­va todo aque­llo que con­si­de­ren que pue­de con­tri­buir a hacer más efi­caz la rea­li­za­ción de los obje­ti­vos de la ANEM. Ser infor­ma­dos acer­ca de la com­po­si­ción de los órga­nos de gobierno y repre­sen­ta­ción de la Aso­cia­ción y del desa­rro­llo de su acti­vi­dad.
  3. For­mar par­te acti­va de los gru­pos de tra­ba­jo de la Aso­cia­ción.
  4. Ser oídos con carác­ter pre­vio a la adop­ción de medi­das dis­ci­pli­na­rias en su con­tra y ser infor­ma­dos de los hechos que den lugar a tales medi­das, debien­do ser moti­va­do el acuer­do que, en su caso, impon­ga la san­ción.
  5. Acce­der a la docu­men­ta­ción de la Aso­cia­ción que se espe­ci­fi­que el Regla­men­to de Régi­men Interno. Siem­pre sien­do posi­ble acce­der, como míni­mo, a los Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno y las Actas de las Asam­bleas Gene­ra­les.

Artículo 14. Régimen sancionador.

  1. La ANEM podrá esta­ble­cer un régi­men san­cio­na­dor en el que se deter­mi­nen las san­cio­nes impues­tas a quie­nes no cum­plan con sus fun­cio­nes o debe­res pre­sen­tes en estos Esta­tu­tos, en el Regla­men­to de Régi­men Interno, o los esti­pu­la­dos por la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va o la Pre­si­den­cia.
  2. La deter­mi­na­ción del régi­men san­cio­na­dor se lle­va­rá a cabo a tra­vés de una nor­ma­ti­va espe­cí­fi­ca den­tro del Regla­men­to de Régi­men Interno.

Capítulo III. Órganos de gobierno y representación

Sección 1ª. De la Asamblea General de Socios

Artículo 15. Asamblea General de Socios.

  1. El órgano supre­mo y sobe­rano de la Aso­cia­ción es la Asam­blea Gene­ral de socios o Asam­blea Gene­ral, inte­gra­da por la tota­li­dad de los socios que se hallen en uso pleno de sus dere­chos socia­les. Adop­ta sus acuer­dos por el prin­ci­pio mayo­ri­ta­rio o de demo­cra­cia inter­na y debe­rá reunir­se según cons­ta en los pre­sen­tes Esta­tu­tos.
  2. Las Asam­bleas podrán tener carác­ter ordi­na­rio o extra­or­di­na­rio. Podrá asis­tir a las Asam­bleas Gene­ra­les toda per­so­na no per­te­ne­cien­te a la Aso­cia­ción pre­via soli­ci­tud y apro­ba­ción por par­te de la Jun­ta Direc­ti­va, siem­pre que esta decla­re los moti­vos públi­ca­men­te y estos sean rele­van­tes.
  3. De cada sesión de la Asam­blea Gene­ral se levan­ta­rá acta, en la que cons­ta­rán nece­sa­ria­men­te los asis­ten­tes, el orden del día, el lugar de cele­bra­ción, el hora­rio segui­do y los pun­tos prin­ci­pa­les de las deli­be­ra­cio­nes, así como el con­te­ni­do de los acuer­dos adop­ta­dos.

Artículo 16. Legitimación para convocar las Asambleas.

  1. La Asam­blea Gene­ral Ordi­na­ria será con­vo­ca­da por la Jun­ta Direc­ti­va. Esta se con­vo­ca­rá, al menos, dos veces al año. Ade­más, siem­pre se ten­drá que cele­brar una Asam­blea Gene­ral Ordi­na­ria duran­te la sema­na del Encuen­tro Nacio­nal de Estu­dian­tes de Mate­má­ti­cas y en la ciu­dad don­de se cele­bre el mis­mo.
  2. La Asam­blea Gene­ral Extra­or­di­na­ria se con­vo­ca­rá cuan­do las cir­cuns­tan­cias lo acon­se­jen, a jui­cio de la Pre­si­den­cia, cuan­do la Jun­ta Direc­ti­va lo acuer­de o cuan­do lo pro­pon­ga por escri­to elec­tró­ni­co un 20 % de los socios.

Artículo 17. Convocatorias.

  1. La con­vo­ca­to­ria de la Asam­blea Gene­ral se hará por escri­to elec­tró­ni­co por la Jun­ta Direc­ti­va, con la ante­la­ción míni­ma esti­pu­la­da en el Regla­men­to de Régi­men Interno.
  2. La con­vo­ca­to­ria se diri­gi­rá a todos los socios y miem­bros, y hará cons­tar el día, la hora y el lugar de la reunión, así como el orden del día pro­vi­sio­nal.

Artículo 18. Quorum de convocatoria.

  1. La Asam­blea Gene­ral, tan­to ordi­na­ria como extra­or­di­na­ria, que­da­rá váli­da­men­te cons­ti­tui­da cuan­do con­cu­rra a ella cual­quier núme­ro de socios, debien­do estar pre­sen­tes en ambos casos la Pre­si­den­cia y la Secre­ta­ría Gene­ral.
  2. Los socios ten­drán que enviar las acre­di­ta­cio­nes de sus repre­sen­tan­tes a la Secre­ta­ría Gene­ral.

Artículo 19. Forma de deliberar, adoptar y ejecutar acuerdos.

  1. Los acuer­dos se adop­ta­rán de for­ma orde­na­da, demo­crá­ti­ca y mode­ra­da por la Asam­blea Gene­ral.
  2. Estos se toma­rán por mayo­ría abso­lu­ta de los votos tota­les máxi­mos de los socios pre­sen­tes en pri­me­ra vuel­ta, mayo­ría sim­ple en segun­da vuel­ta y con voto de cali­dad de la Pre­si­den­cia en caso de empa­te. Sal­vo en el caso de una moción de cen­su­ra, que será nece­sa­ria siem­pre una mayo­ría abso­lu­ta y no habrá voto de cali­dad.
  3. Será nece­sa­ria mayo­ría cua­li­fi­ca­da de dos ter­cios de los votos tota­les máxi­mos de los socios pre­sen­tes para:
    1. Acuer­do para cons­ti­tuir una fede­ra­ción de aso­cia­cio­nes o inte­grar­se en ellas.
    2. Dis­po­si­ción o enaje­na­ción de bie­nes inte­gran­tes del inmo­vi­li­za­do.
    3. Elec­ción de un miem­bro de honor.
    4. Modi­fi­ca­ción, total o par­cial, de los pre­sen­tes Esta­tu­tos.
    5. Cual­quier otro tema esti­pu­la­do en estos esta­tu­tos o en el Regla­men­to de Régi­men Interno.
  4. Será nece­sa­ria mayo­ría cua­li­fi­ca­da de tres cuar­tos de los votos tota­les máxi­mos de los socios pre­sen­tes en una Asam­blea Gene­ral Extra­or­di­na­ria para:
    1. Disol­ver la Aso­cia­ción.

Artículo 20. Facultades de la Asamblea General.

Son facul­ta­des de la Asam­blea Gene­ral:

  1. Nom­brar a los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va.
  2. Apro­bar, en su caso, la ges­tión de la Jun­ta Direc­ti­va.
  3. Apro­bar o recha­zar las pro­pues­tas de la Jun­ta Direc­ti­va o de cual­quie­ra de sus socios en orden a las acti­vi­da­des de la Aso­cia­ción.
  4. Exa­mi­nar y apro­bar el infor­me eco­nó­mi­co anual.
  5. Fijar cuo­tas ordi­na­rias y extra­or­di­na­rias.
  6. Acor­dar la remu­ne­ra­ción, en su caso, de los miem­bros de los órga­nos de repre­sen­ta­ción.
  7. Modi­fi­car los Esta­tu­tos y/o cual­quier nor­ma­ti­va inter­na per­ti­nen­te.
  8. La cons­ti­tu­ción de fede­ra­cio­nes o inte­gra­ción en ellas.
  9. La diso­lu­ción de la Aso­cia­ción.
  10. La expul­sión de socios y/o miem­bros, a pro­pues­ta de la Jun­ta Direc­ti­va.
  11. La dis­po­si­ción o enaje­na­ción de bie­nes inte­gran­tes del inmo­vi­li­za­do.

Artículo 21. Orden del día.

  1. Son pun­tos obli­ga­to­rios del orden del día de una Asam­blea Gene­ral Ordi­na­ria:
    1. Apro­ba­ción, si pro­ce­de, de las actas de Asam­bleas ante­rio­res.
    2. Ren­di­ción de cuen­tas y defen­sa de infor­mes pre­sen­ta­dos por par­te de los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va.
    3. Asun­tos de trá­mi­te.
    4. Lec­tu­ra y apro­ba­ción del acta de acuer­dos.
    5. Rue­gos y pre­gun­tas.
  2. No podrá ser obje­to de vota­ción nin­gún asun­to que no figu­re en el orden del día, sal­vo por peti­ción expre­sa de dos ter­cios de los socios pre­sen­tes.

Artículo 22. Acta de acuerdos.

Al fina­li­zar cada Asam­blea Gene­ral se emi­ti­rá un docu­men­to en el que se seña­len los acuer­dos alcan­za­dos duran­te la mis­ma. Este docu­men­to será ela­bo­ra­do por la Secre­ta­ría Gene­ral con­tan­do con la apro­ba­ción de la Asam­blea Gene­ral.

Sección 2ª. De la Junta Directiva

Artículo 23. Junta Directiva.

  1. La Jun­ta Direc­ti­va es el órgano cole­gia­do de gobierno, repre­sen­ta­ción y admi­nis­tra­ción de la Aso­cia­ción, sin per­jui­cio de las potes­ta­des de la Asam­blea Gene­ral como órgano sobe­rano.
  2. Está com­pues­ta por Pre­si­den­cia, Vice­pre­si­den­cia, Secre­ta­ría Gene­ral y Teso­re­ría, debien­do sus miem­bros per­te­ne­cer, al menos, a tres socios dis­tin­tos.
  3. La dura­ción de los car­gos será de un año des­de su elec­ción, sal­vo por cese o renun­cia, según lo esta­ble­ci­do en el artícu­lo 27 de los pre­sen­tes esta­tu­tos.. En el caso de que los can­di­da­tos a miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va aca­ben sus estu­dios de Mate­má­ti­cas y/o Esta­dís­ti­ca antes de ese perío­do, debe­rán de com­pro­me­ter­se por escri­to a aca­bar su man­da­to y cum­plir con todas las res­pon­sa­bi­li­da­des inhe­ren­tes al car­go, de ser ele­gi­dos.
  4. Úni­ca­men­te podrán acce­der a un car­go de la Jun­ta Direc­ti­va los repre­sen­tan­tes acre­di­ta­dos por los socios, quie­nes debe­rán con­tar con el apo­yo de su Repre­sen­ta­ción de ori­gen para pre­sen­tar­se al car­go.

Artículo 24. Junta Directiva Ampliada.

  1. La Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da esta­rá for­ma­da por las Voca­lías y los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va.
  2. La Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da será pre­si­di­da por la Pre­si­den­cia.

Artículo 25. Elección de los miembros de la Junta Directiva Ampliada.

  1. Los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va serán ele­gi­dos por la Asam­blea Gene­ral, según lo expues­to en la regla­men­ta­ción inter­na.
  2. Tras la elec­ción de la Jun­ta Direc­ti­va al comien­zo del man­da­to, esta deci­di­rá el núme­ro y fun­cio­nes de las Voca­lías que se crea­rán para dicho man­da­to, siem­pre aten­dien­do a lo esti­pu­la­do en el Regla­men­to de Régi­men Interno.
  3. En caso de que alguno de los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va deje de osten­tar su car­go, el res­to de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da asu­mi­rá sus fun­cio­nes de la for­ma per­ti­nen­te has­ta la elec­ción en la siguien­te Asam­blea Gene­ral.
  4. En caso de que algu­na Voca­lía deje de osten­tar su car­go, la Jun­ta Direc­ti­va deci­di­rá si asu­mir sus fun­cio­nes entre los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da o si desig­nar a otro repre­sen­tan­te acre­di­ta­do por un socio para asu­mir las fun­cio­nes has­ta fina­li­za­ción del man­da­to. En este últi­mo caso, dicha per­so­na debe­rá ser rati­fi­ca­da pos­te­rior­men­te por la Asam­blea Gene­ral.

Artículo 26. Retribución de los cargos.

La con­di­ción de miem­bro de la Jun­ta Direc­ti­va o Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da no supon­drá la per­cep­ción de nin­gu­na cla­se de retri­bu­ción, sal­vo los gas­tos deri­va­dos de su car­go reco­gi­dos en el Regla­men­to de Régi­men Interno.

Artículo 27. Cese de los cargos.

  1. Los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da cesa­rán en sus res­pec­ti­vos car­gos por las siguien­tes cau­sas:
    1. Por muer­te o decla­ra­ción de falle­ci­mien­to
    2. Por inca­pa­ci­dad, inha­bi­li­ta­ción o incom­pa­ti­bi­li­dad, de acuer­do con lo esta­ble­ci­do en el orde­na­mien­to jurí­di­co.
    3. Por reso­lu­ción judi­cial.
    4. Por trans­cur­so del perío­do de su man­da­to.
    5. Por renun­cia pre­sen­ta­da por escri­to a los socios en la cual se expon­gan los moti­vos jus­ti­fi­ca­dos.
    6. Por acuer­do adop­ta­do con las for­ma­li­da­des esta­tu­ta­rias, en cual­quier momen­to, por la Asam­blea Gene­ral.
    7. Por enfer­me­dad que inca­pa­ci­te para el ejer­ci­cio del car­go.
    8. Por incum­pli­mien­to de sus fun­cio­nes.
    9. Por inasis­ten­cias reite­ra­das e injus­ti­fi­ca­das a las reunio­nes de Jun­ta Direc­ti­va y/o Asam­bleas Gene­ra­les. En este caso se per­de­rá inclu­so la con­di­ción de repre­sen­tan­te del socio y de miem­bro Aso­cia­do, en el caso de tener­la.
    10. Por no res­pon­der de for­ma reite­ra­da y volun­ta­ria a correos que tra­ten temas tras­cen­den­ta­les para la Aso­cia­ción en la cuen­ta que ges­tio­ne o cual­quier otro medio de comu­ni­ca­ción ofi­cial. En este caso se per­de­rá inclu­so la con­di­ción de repre­sen­tan­te del socio y de miem­bro Aso­cia­do, en el caso de tener­la.
  2. Los ceses y nom­bra­mien­tos de la Jun­ta Direc­ti­va habrán de ser comu­ni­ca­dos al Regis­tro de Aso­cia­cio­nes, para su debi­da cons­tan­cia y publi­ci­dad.

Artículo 28. Funciones de la Junta Directiva.

  1. Sin per­jui­cio de lo esta­ble­ci­do en otros pre­cep­tos de los pre­sen­tes Esta­tu­tos, son com­pe­ten­cias de la Jun­ta Direc­ti­va:
    1. Pro­gra­mar y diri­gir las acti­vi­da­des socia­les, acor­dan­do rea­li­zar los opor­tu­nos con­tra­tos y actos.
    2. Diri­gir la ges­tión admi­nis­tra­ti­va y eco­nó­mi­ca de la Aso­cia­ción.
    3. Eje­cu­tar los acuer­dos de la Asam­blea Gene­ral.
    4. For­mu­lar y some­ter a la apro­ba­ción de la Asam­blea Gene­ral los balan­ces y las cuen­tas anua­les.
    5. Resol­ver, en pri­me­ra ins­tan­cia, sobre la admi­sión de nue­vos socios.
    6. Nom­brar de for­ma interina, en perío­do entre Asam­bleas Gene­ra­les, sus­ti­tu­tos para las vacan­tes en los car­gos inter­nos de la Aso­cia­ción.
    7. Cual­quier otra facul­tad que no sea de la exclu­si­va com­pe­ten­cia de la Asam­blea Gene­ral.
  2. Ade­más de las aquí expues­tas, los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da pue­den tener otras fun­cio­nes espe­ci­fi­ca­das en los pre­sen­tes Esta­tu­tos y en el Regla­men­to de Régi­men Interno.
    Sec­ción 3 . Órga­nos uni­per­so­na­les

Artículo 29. Presidencia.

  1. Serán fun­cio­nes de la Pre­si­den­cia:
    1. Repre­sen­tar legal­men­te a la Aso­cia­ción ante toda cla­se de orga­nis­mos públi­cos o pri­va­dos.
    2. Con­vo­car, pre­si­dir y levan­tar las sesio­nes que cele­bren la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va y la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da.
    3. Diri­gir las deli­be­ra­cio­nes de la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va y la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da.
    4. Orde­nar los pagos de la Aso­cia­ción.
    5. Auto­ri­zar con su fir­ma los docu­men­tos, actas y corres­pon­den­cia
    6. Adop­tar cual­quier medi­da urgen­te que la bue­na mar­cha de la Aso­cia­ción acon­se­je o en el desa­rro­llo de sus acti­vi­da­des resul­te nece­sa­ria o con­ve­nien­te, sin per­jui­cio de dar cuen­ta pos­te­rior­men­te a la Jun­ta Direc­ti­va.
    7. Cua­les­quie­ra otras que le con­fie­ran los pre­sen­tes Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno, la Asam­blea Gene­ral o la Jun­ta Direc­ti­va.
  2. La Pre­si­den­cia pue­de dele­gar sus fun­cio­nes en la Vice­pre­si­den­cia y tam­bién según lo esta­ble­ci­do en el Regla­men­to de Régi­men Interno.

Artículo 30. Vicepresidencia.

Serán fun­cio­nes de la Vice­pre­si­den­cia:

  1. Repre­sen­tar legal­men­te a la Aso­cia­ción ante toda cla­se de orga­nis­mos públi­cos o pri­va­dos.
  2. Sus­ti­tuir a la Pre­si­den­cia en ausen­cia de esta, tenien­do sus mis­mas atri­bu­cio­nes.
  3. Asu­mir todas las tareas dele­ga­das por la Pre­si­den­cia.
  4. Cua­les­quie­ra otras que le con­fie­ran los pre­sen­tes Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno, la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va o la Pre­si­den­cia.

Artículo 31. Secretaría General.

Serán fun­cio­nes de la Secre­ta­ría Gene­ral:

  1. Asu­mir la Secre­ta­ría de la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va y la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da, levan­tan­do acta de sus sesio­nes.
  2. Dar fe de los acuer­dos y reso­lu­cio­nes de la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va y la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da.
  3. Cus­to­diar los regis­tros y archi­vos de la Aso­cia­ción.
  4. Cus­to­diar el sello de la Aso­cia­ción.
  5. Emi­tir infor­mes con el vis­to bueno de la Pre­si­den­cia.
  6. Expe­dir cer­ti­fi­ca­cio­nes.
  7. Cua­les­quie­ra otras que le con­fie­ran los pre­sen­tes Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno, la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va o la Pre­si­den­cia; o cual­quier otra tarea admi­nis­tra­ti­va de la Aso­cia­ción, sal­vo las desig­na­das a la Teso­re­ría.

Artículo 32. Tesorería.

Serán fun­cio­nes de la Teso­re­ría:

  1. Recau­dar y cus­to­diar los fon­dos per­te­ne­cien­tes a la Aso­cia­ción.
  2. Dar cum­pli­mien­to a las órde­nes de pago que expi­da la Pre­si­den­cia.
  3. Cus­to­diar los libros de cuen­tas, el inven­ta­rio de bie­nes y demás docu­men­ta­ción con­ta­ble de la Aso­cia­ción.
  4. Estu­diar las pro­pues­tas de finan­cia­ción con su corres­pon­dien­te infor­me, así como ele­var pro­po­si­cio­nes de ges­tión eco­nó­mi­ca de la Aso­cia­ción.
  5. Ela­bo­rar el infor­me eco­nó­mi­co por año aca­dé­mi­co para su apro­ba­ción por la Asam­blea Gene­ral
  6. Cua­les­quie­ra otras que le con­fie­ran los pre­sen­tes Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno, la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va o la Pre­si­den­cia.

Artículo 33. Vocalías.

  1. Las Voca­lías ten­drán las fun­cio­nes pro­pias de su car­go como miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da y las que les con­fie­ran los pre­sen­tes Esta­tu­tos, el Regla­men­to de Régi­men Interno, la Asam­blea Gene­ral, la Jun­ta Direc­ti­va o la Pre­si­den­cia. Ade­más, tam­bién ten­drán aque­llas fun­cio­nes que naz­can de sus gru­pos de tra­ba­jo.
  2. Cada Voca­lía debe­rá pre­sen­tar y defen­der ante la Asam­blea Gene­ral un infor­me de su tra­ba­jo rea­li­za­do en perío­do inter­asam­blea­rio.
  3. Cada Voca­lía pue­de tener gru­pos de tra­ba­jo asig­na­dos a su car­go y que se regi­rán según lo esta­ble­ci­do en el Regla­men­to de Régi­men Interno.

Sección 4ª. De las disposiciones comunes a los órganos

Artículo 34. Impugnación de acuerdos.

Los socios podrán impug­nar los acuer­dos y actua­cio­nes de la Aso­cia­ción que esti­men con­tra­rios a la Ley, a los Esta­tu­tos o al Regla­men­to de Régi­men Interno en un pla­zo de 40 días natu­ra­les a par­tir de la fecha de adop­ción de los mis­mos. Podrán ins­tar su rec­ti­fi­ca­ción o anu­la­ción y la sus­pen­sión pre­ven­ti­va en su caso, o acu­mu­lar ambas pre­ten­sio­nes por los trá­mi­tes esta­ble­ci­dos en la Ley.

Artículo 35. Moción de censura.

  1. A pro­pues­ta de un ter­cio de los socios de la Aso­cia­ción podrá con­vo­car­se una Asam­blea Gene­ral Extra­or­di­na­ria que ten­drá como úni­co pun­to del orden del día la moción de cen­su­ra.
  2. Dicha moción de cen­su­ra debe­rá cons­tar como míni­mo de los moti­vos de la mis­ma, la pre­sen­ta­ción de can­di­da­tu­ra alter­na­ti­va y la lis­ta de las socios que la apo­yan.
  3. Podrá ser pre­sen­ta­da una moción de cen­su­ra con carác­ter total a la Jun­ta Direc­ti­va, o por sepa­ra­do a alguno de los miem­bros de la Jun­ta Direc­ti­va Amplia­da.
  4. Esta moción de cen­su­ra ten­drá que ser apro­ba­da por mayo­ría abso­lu­ta de los votos tota­les máxi­mos de los socios pre­sen­tes.

Capítulo IV. Régimen documental y contable, patrimonio inicial y recursos económicos

Artículo 36. Libros de la Asociación.

La Aso­cia­ción debe­rá dis­po­ner de los siguien­tes docu­men­tos, los cua­les podrán ser digi­ta­les:

  1. Un regis­tro de socios que con­ten­drá una rela­ción actua­li­za­da de los mis­mos y de sus repre­sen­tan­tes acre­di­ta­dos, ade­más de incluir un his­tó­ri­co de los mis­mos.
  2. Libros de con­ta­bi­li­dad que per­mi­tan obte­ner la ima­gen fiel del patri­mo­nio, del resul­ta­do y de la situa­ción finan­cie­ra de la enti­dad, así como de las acti­vi­da­des rea­li­za­das. Tal con­ta­bi­li­dad se lle­va­rá de con­for­mi­dad con la nor­ma­ti­va espe­cí­fi­ca que le resul­te de tal apli­ca­ción.
  3. Inven­ta­rio de bie­nes.
  4. Libro de actas de las reunio­nes de sus órga­nos de gobierno y repre­sen­ta­ción.

Artículo 37. Financiación.

La Aso­cia­ción, para el desa­rro­llo de sus acti­vi­da­des, se finan­cia­rá con:

  1. Los recur­sos que pro­ven­gan del ren­di­mien­to de su patri­mo­nio, en su caso.
  2. Los dona­ti­vos, heren­cias, con­ve­nios, sub­ven­cio­nes y/o becas que pudie­ran ser con­ce­di­das por per­so­nas físi­cas o jurí­di­cas, públi­cas o pri­va­das.
  3. Los ingre­sos pro­ve­nien­tes de sus acti­vi­da­des.
  4. Las cuo­tas que, en su caso, se esta­blez­can.

Artículo 38. Ejercicio económico.

El ejer­ci­cio eco­nó­mi­co coin­ci­di­rá con el año natu­ral y que­da­rá cerra­do el 31 de diciem­bre. Artícu­lo 39. Memo­ria eco­nó­mi­ca.

Anual­men­te, será pre­sen­ta­da una memo­ria eco­nó­mi­ca redac­ta­da y fir­ma­da por la Jun­ta Direc­ti­va de la ANEM, que debe­rá ser apro­ba­da por la Asam­blea Gene­ral Ordi­na­ria.

Artículo 40. Destino de los recursos económicos.

Los recur­sos eco­nó­mi­cos esta­rán des­ti­na­dos a:

  1. Garan­ti­zar la correc­ta orga­ni­za­ción de las Asam­bleas Gene­ra­les.
  2. Faci­li­tar en la medi­da de lo posi­ble el correc­to fun­cio­na­mien­to de la ANEM duran­te el perío­do de tiem­po com­pren­di­do entre Asam­bleas Gene­ra­les.
  3. Ins­crip­cio­nes o pagos a fede­ra­cio­nes, con­fe­de­ra­cio­nes u otros orga­nis­mos de los que la ANEM for­me par­te.
  4. Sufra­gar los gas­tos oca­sio­na­dos del ser­vi­cio de la Jun­ta Direc­ti­va.
  5. Aque­llas otras acti­vi­da­des que, sin per­jui­cio de lo esta­ble­ci­do en los pre­sen­tes Esta­tu­tos, se lle­ven a cabo duran­te el perío­do de tiem­po com­pren­di­do entre Asam­bleas Gene­ra­les y sean apro­ba­das por la Asam­blea Gene­ral.
  6. Gas­tos impre­vis­tos que con­si­de­re la Jun­ta Direc­ti­va y que debe­rá jus­ti­fi­car ante la Asam­blea Gene­ral para su pos­te­rior apro­ba­ción.

Capítulo V. Disolución y aplicación del capital social

Artículo 41. Causas de disolución.

La Aso­cia­ción se disol­ve­rá por las siguien­tes cau­sas:

  1. Por acuer­do adop­ta­do por mayo­ría de tres cuar­tas par­tes de los votos de los socios emi­ti­dos en Asam­blea Gene­ral Extra­or­di­na­ria.
  2. Por las cau­sas deter­mi­na­das en la legis­la­ción vigen­te.
  3. Por sen­ten­cia judi­cial fir­me.

Artículo 42. Destino del patrimonio.

  1. La diso­lu­ción de la Aso­cia­ción abri­rá el perío­do de liqui­da­ción, has­ta cuyo fin la enti­dad con­ser­va­rá su per­so­na­li­dad jurí­di­ca.
  2. El patri­mo­nio resul­tan­te, des­pués de efec­tua­das las ope­ra­cio­nes pre­vis­tas en la Ley de Aso­cia­cio­nes, se des­ti­na­rá a enti­da­des no lucra­ti­vas que per­si­gan fines de inte­rés gene­ral análo­gos a los rea­li­za­dos por la mis­ma.

Disposiciones adicionales

Disposición adicional primera.

En los casos en que este docu­men­to y cual­quier otra nor­ma­ti­va inter­na de la ANEM uti­li­za sus­tan­ti­vos de géne­ro gra­ma­ti­cal mas­cu­lino para refe­rir­se a per­so­nas, car­gos o pues­tos de tra­ba­jo, debe enten­der­se que se hace por mera eco­no­mía de la expre­sión y que se uti­li­zan de for­ma gené­ri­ca con inde­pen­den­cia del géne­ro de las per­so­nas alu­di­das o de los titu­la­res de dichos car­gos o pues­tos, con estric­ta igual­dad en cuan­to a los efec­tos jurí­di­cos.

Disposición adicional segunda.

La inter­pre­ta­ción de estos Esta­tu­tos corres­pon­de úni­ca­men­te a la Asam­blea Gene­ral. La Jun­ta Direc­ti­va vela­rá para que se cum­plan las nor­mas que con­tie­nen estos Esta­tu­tos, de acuer­do con el dic­ta­men de la Asam­blea Gene­ral.

Disposiciones finales

Disposición final primera.

Los pre­sen­tes Esta­tu­tos entra­rán en vigor tras su apro­ba­ción en Asam­blea Gene­ral.

Disposición final segunda.

En todo cuan­to no esté pre­vis­to en los pre­sen­tes Esta­tu­tos se apli­ca­rá el Regla­men­to de Régi­men Interno, siem­pre con­for­me a la vigen­te Ley Orgá­ni­ca 1/2002, de 22 de mar­zo, regu­la­do­ra del Dere­cho de Aso­cia­ción, y las dis­po­si­cio­nes com­ple­men­ta­rias.

Disposición derogatoria

Disposición derogatoria.

Que­dan dero­ga­dos los Esta­tu­tos ante­rio­res y cuan­tas dis­po­si­cio­nes de esta Aso­cia­ción que se opon­gan a lo esta­ble­ci­do en los pre­sen­tes Esta­tu­tos.


Pue­des des­car­gar los esta­tu­tos en PDF.